viernes, 24 de febrero de 2006

Reunión de Vecinos

Odio las reuniones de vecinos, bueno, rectifico, odio las reuniones de mis vecinos.
Ayer tuve una reunión de la comunidad, y lo peor de este mundo debe ser, actuar como presidente de la comunidad. Es como una pesadilla hecha realidad, tener que lidiar con todo el marujeo, cotilleo, quejas veladas, antiguas rencillas, en fin, un horror.
Estuve dos horas y luego me fui, porque había quedado, no por nada, pero en dos horas apenas se trataron dos puntos. Siempre pensando en el dinero, en cuanto va a costar, sanciones, pagar, arghhh! odio todo eso. Lo peor es que todo el mundo tarde o temprano será presidente, y a mí me tocará algún año de estos, espero para entonces haber pillado soltura suficiente, para poder soltar mi lengua que sé afilada pero nunca usada.
Por si todo eso fuera poco, el edificio esta hecho una pena, y las obras, reformas, derramas, costes, deterioros, son constantes, todo se reduce en más dinero.
En fin, por lo menos pregunté si había algun problema para cerrar la terraza, y me dijeron que no.

¿Sabeis lo peor?, que me estoy conviertiendo en uno de ellos, porque ya hay uno, que me cae mal....

3 comentarios:

  1. Lo que pasa es que eres un "Macarra frustrado" como tu has dicho siempre, y creo que va a ser difícil que sueltes la lengua con tus "adorables" vecinos. Además debes pensar que el piso es tuyo y que por desgracia va asociado por mucho, mucho tiempo a la Comunidad.
    Cuando vivíamos en Gobernador, nuestra comunidad era como la de la película, hebía de todo, hasta una vieja hija de p.. (se llamaba Amparo) que bajaba a las reuniones de vecinos con la bata (de guatiné) de andar por casa, los rulos y las zapatillas de felpa, y era venenosa de la hostia.
    Un par de cortes bien dados son mano de santo en estos casos...
    Esta tía iba por las casas dando por saco.
    Por ejemplo; cuando se quemó la central de Endesa en Atocha, el humo ocultaba la luz del cielo, y Amparo bajó a nuestra casa a decirnos que qué habíamos hecho con la luz!.
    Sólo te puedo recomendar paciencia y saber hacer; que tener a un vecino que te odia, como norma general, no es agradable.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  2. Yo recomiendo templanza y saber hacer, y procurar irte de la reunion con el que te cae mal para saber en que piso vive, y cuando menos lo espere ZACA!!! te lo cargas con tu Karate mistico SOTO RYU.

    ResponderEliminar
  3. Dr. Cizañe09:05

    Estáis devoraos...

    ResponderEliminar